Jueves 20 de junio de 2024
Al Dia

William lleva 40 años vendiendo correas en la Plaza Baralt para que al tiempo no se le caigan los pantalones

Ubicado en la Plaza Baralt, justo frente al Hotel Victoria, en el Casco histórico de Maracaibo, el señor William Fernández…

William lleva 40 años vendiendo correas en la Plaza Baralt para que al tiempo no se le caigan los pantalones
Facebook Twitter Whatsapp Telegram

Ubicado en la Plaza Baralt, justo frente al Hotel Victoria, en el Casco histórico de Maracaibo, el señor William Fernández vende correas desde hace más de 37 años, lo que lo convierte en icono de la ciudad. Es uno de los pocos, que pese a los años y las diversas adversidades, aún sigue en pie.

Lee también: Yornelis Acurero, la voz dulce y fresca del Barrio Obrero de Cabimas que canta a la Virgen con fe inquebrantable (+video)

La administración del negocio se divide entre su hermano y él, narra que lo iniciaron vendiendo lentes de aumento, luego siguieron con las correas, las cuales, hasta la fecha es el producto que aún comercializan, junto a carteras y porta carnets.

"Este negocio nos dio todo, nuestros hijos los llevamos hasta donde los pudimos llevar, nuestras casas, todo, todo", dijo con orgullo.

Desde los 17 años se dedica a la venta de correas en la Plaza Baralt. Foto: Juan Porras / Pasante

Construyendo historia

Cuenta que vio muchos negocios desaparecer y ser sustituidos en su totalidad por otros, uno de estos fue el famoso Fin de Siglo, (actualmente se ubica El Castillo) o Mango Sport; tiendas en su tiempo muy concurridas, pero que al final, por diferentes razones tuvieron que cerrar sus puertas.

Como "leche y miel", así describe el comercio en la Plaza Baralt en el pasado, en los años que vendía hasta tres docenas de correas y una de carteras. Ahora la venta disminuyó mucho, peor pese a esto no está en sus planes cerrar.

"No es fácil dejar tantos años, ya tenéis clientes, ya tenéis una vida hecha, aquí en la Plaza Baralt", dijo con una expresión serena y de total perseverancia.

Además, sus productos destacan por la calidad y variedad de precios, que se ajustan al presupuesto de cada persona.

La mayoría de las correas son de cuero. Foto: Juan Porras / Pasante

La Plaza Baralt fue y sigue siendo una zona turística, un espacio para el encuentro, no solo de los zulianos, sino de personas de toda Venezuela y de otros países.

Entre los años ochenta y noventa tuvo una de las áreas comerciales más activas de la historia. Asimismo, integra la zona de valor histórico de la ciudad de Maracaibo, según Gaceta Oficial Nº 34573 del 15 de octubre de 1990.

Plaza Baralt, génesis y corazón de Maracaibo. Foto: IAM Venezuela

En la actualidad, aún existe el comercio activo, aunque muchos desaparecieron, otros siguen haciendo historia, así como el señor William; mostrando resistencia, optimismo, alegría y esperanza. Valores que definen la cultura zuliana.

Noticia al Día / Yorgelis Labarca / Pasante

Noticias Relacionadas