Maduro preside actos en honor al 50 aniversario del asesinato de Fabricio Ojeda

Maduro preside actos en honor al 50 aniversario del asesinato de Fabricio Ojeda

@Twitter PrensaPresidencial

@Twitter PrensaPresidencial

A esta hora, el presidente de la república, Nicolás Maduro, preside los actos de conmemoración a los 50 años del asesinato del Fabricio Ojeda quien fue un rebelde, revolucionario y luchador por la justicia social cuya muerte se registró el 21 de junio de 1996.

La actividad se lleva a cabo en el Teatro Nacional de Caracas y está organizada por la «Comisión de la Justicia y la Verdad”. En el protocolo se tiene previsto entregar restos de luchadores, desaparecidos en 1958, durante el Pacto de Punto Fijo, a sus familiares.

El evento cuenta además con la presencia de autoridades nacionales, militares y políticas, entre ellos, Vladímir Padrino López, ministro de Defensa, Luisa Ortega Díaz, fiscal general de la república y Tarek William Saab, defensor del pueblo.

Durante su intervención,  el mandatario nacional expresó que Fabricio Ojeda fue uno de los lideres más importantes y destacados de las corrientes de izquierda para el desarrollo de las fuerzas progresistas en Venezuela. «Tenemos que reconocer a la generación de los 60 por ser una generación, pura, heroica, valiente y autentica en la defensa de los ideales de Bolívar y de la patria».

De igual modo, resaltó los logros de la «Comisión por la Justicia y la Verdad» durante los hechos ocurridos en los años 50. «Todo tiene su momento, el inmenso trabajo y los resultados evidentes al descubrir los restos de los luchadores de los 50 y 60, así como conocer en las que se dieron esas muertes. ¿Quién puede dudar que Ramos Allup no tenga relación con crímenes del puntofijismo? Quiero que todos estos resultados sean difundidos en documentales», comentó.

Asimismo, el presidente anunció la creación de un museo de los mártires de Venezuela y que el cuartel San Carlos, que fue un centro de tortura y represión, sea un centro de cultura y de conocimiento histórico. «Comprometo todo el esfuerzo del gobierno para la construcción de una red de museos de los mártires y la revolución«.

Hace medio siglo, el 21 de junio de 1966, fue asesinado el vivo ejemplo del venezolano combativo para quien primero es la patria y la libertad.

Capturado cinco días antes por el Servicio de Inteligencia de las Fuerzas Armadas (Sifa), fue hallado muerto en su celda, en extrañas circunstancias. Voceros gubernamentales dijeron que se trataba de un suicidio. Sin embargo, familiares, compañeros de lucha y el pueblo todo sabían que Ojeda había sido víctima de la represión del gobierno adeco de Raúl Leoni.

Ojeda es recordado por su firme lucha contra la dictadura de Marcos Pérez Jiménez, firmeza que junto a sus ideales comunistas lo llevan a ocupar la jefatura de la Junta Patriótica (conformada por el Partido Comunista de Venezuela, Unión Republicana Democrática y jóvenes revolucionarios de Acción Democrática y Copei), movimiento que el 23 de enero de 1958 logró, junto al pueblo, derrocar la dictadura. No obstante, luego fue traicionado por el Pacto de Punto Fijo con el que se desplazó al Partido Comunista.

Desde ese entonces, el rebelde trujillano, leal a sus ideales y al pueblo, se convierte en uno de los más duros oponentes al puntofijismo, que instauró el bipartidismo adeco-copeyano profundizando la represión, el saqueo de las riquezas venezolanas por el capital trasnacional, la violencia del hambre y la exclusión social al pueblo.

Los de hoy son los mismos de ayer

Maduro destacó que la oposición venezolana pretendía imponer la «fracasa» Ley de Amnistía para «autoperdonarse las atrocidades y bestialidades» con el fin de llegar al poder. «Asesinatos, golpes de estado, paro petrolero, guarimbas, ellos quieren tener el derecho de matar, torturar, sabotear y que nadie los toque, son los mismos criminales, los mismos apellidos, los mismos grupos», aseguró.

Abierto al diálogo

El mandatario nacional manifestó que este martes en la Asamblea de la Organización de Estados Americanos (OEA) se demostró el respeto por la soberanía de Venezuela. «Sin revolución no habrá paz ni soberanía en Venezuela».

Informó que en la próximas horas llegará a Venezuela el embajador de EE.UU. a Caracas. «Desde ya le doy la bienvenida, celebro ya que se den pasos de respeto, mejorar las relaciones pero ellos allá y nosotros acá, estoy abierto al diálogo con quien sea».

Noticia al Día/Agencia