- Publicidad -
lunes, abril 15, 2024
26.6 C
Zulia

Hijo de Donald Trump inicia desfile del clan en juicio en Nueva York que amenaza su imperio

- Publicidad -

Donald Trump Jr., el hijo mayor del expresidente estadounidense homónimo, compareció este miércoles en un juzgado civil de Nueva York por un caso de fraude financiero que pone en jaque a la empresa familiar.

De 45 años, Donald Trump Jr. es el primero del clan familiar que ofrece su testimonio ante el juez instructor Arthur Engoron, y en su declaración aseguró que no se ocupaba de los documentos financieros en el corazón de la acusación. 

El jueves le seguirá su hermano Eric Trump, de 39 años, luego el mismo Donald Trump y después su hija Ivanka, quien, sin embargo, presentó un recurso para no testificar. 

Don Jr., vicepresidente ejecutivo de la Trump Organization, es acusado al igual que su padre y su hermano Eric por la fiscal general del estado de Nueva York, Letitia James, de inflar los activos del grupo en cientos de millones de dólares para obtener préstamos bancarios más ventajosos y mejores condiciones de los seguros.

El hijo mayor de Trump se presentó el miércoles ante el tribunal y confirmó su papel al frente de la Trump Organization, un conglomerado de empresas que gestiona rascacielos residenciales y de oficinas, hoteles de lujo y campos de golf en todo el mundo.

En su interrogatorio, la representante de la Fiscalía, Colleen Faherty, le preguntó quién tenía las riendas del grupo cuando su padre inició su mandato presidencial en enero de 2017. 

“Yo mismo, mi hermano (Eric) y Allen Weisselberg”, fue la respuesta de Don Jr.

Weisselberg es el ex director financiero de la compañía, quien fue condenado a prisión el año pasado por fraude fiscal. 

El hijo mayor de los Trump aseguró también a la Fiscalía que ignora cómo funciona la contabilidad de una empresa. 

“Dejo eso a mis CPA”, dijo en referencia a los contadores certificados por la administración pública encargados de emitir informes sobre empresas.

Considerado por la Fiscalía como responsable de los estados financieros anuales de Donald Trump desde 2016, el hijo mayor explicó que había depositado su confianza en la empresa de contabilidad Mazars.

“Yo no estaba involucrado en la preparación de esa declaración”, añadió. “Los contadores trabajan en eso, para eso les pagamos”. 

Pero la fiscal James escribió en su cuenta de la red social X (antes Twitter) que “Trump Jr. está desde hace tiempo involucrado en las operaciones comerciales fraudulentas de su familia”.

Si Trump, de 77 años, sube al estrado en la sala del tribunal de Manhattan donde se desarrolla el juicio, será la primera vez que testifique públicamente en cualquiera de los diversos casos civiles y penales que enfrenta.

Trump y sus hijos no corren riesgo de ir a la cárcel en este caso, pero podría acarrearles la pérdida del control de parte de sus propiedades inmobiliarias, una multa de 250 millones de dólares y la prohibición de gestionar empresas en Nueva York. 

“Deje a mis hijos en paz”

Previo al testimonio de su hijo, Donald Trump arremetió contra el juez Engoron, quien preside el caso.

“Deje a mis hijos en paz, Engoron. Usted es una vergüenza para la profesión judicial”, escribió el expresidente en su red Truth Social. 

Fiel a su estilo, Trump ha tildado al juez de “loco, totalmente desequilibrado y peligroso” y de “hacer el trabajo sucio al Partido Demócrata” para impedirle volver a la Casa Blanca y a la fiscal James de “corrupta”.

Desde el inicio del juicio el pasado 2 de octubre, el Juez ya le ha impuesto al multimillonario sendas multas -de cinco mil y diez mil dólares- por arremeter contra la secretaria judicial del tribunal que lo juzga. 

La hija del expresidente, Ivanka Trump, que dejó la Organización Trump en 2017 para convertirse en asesora en la Casa Blanca, está convocada dos días después de su padre como testigo, pero este miércoles apeló la decisión del juez de interrogarla. 

“Fraude reiterado”

Los abogados sostienen que la valoración de los activos del grupo, como la Torre Trump y el edificio del 40 de Wall Street, fueron subjetivas pero sinceras, y que los bancos no perdieron ni un solo dólar por prestar dinero a la Organización Trump. 

Pero según Michiel McCarty, director del banco de inversiones MM Dillon & Co, quien subió al estrado el miércoles como perito, los bancos prestamistas como el Deutsche Bank podrían haber fijado tipos de interés más altos si hubieran tenido una imagen menos halagüeña de la situación financiera de Donald Trump.

McCarty revisó cuatro préstamos para financiar proyectos inmobiliarios y estimó las pérdidas por intereses en 168 millones de dólares entre 2014 y 2023. Este cálculo fue impugnado por la defensa.

Incluso antes de que comenzara el juicio, el juez Engoron dictaminó que la Fiscalía había presentado “pruebas concluyentes de que, entre 2014 y 2021, los acusados sobrevaloraron los activos” en entre “812 millones (y) dos mil 200 millones de dólares”, dependiendo del año. 

Como consecuencia del “fraude reiterado”, ordenó la liquidación de las empresas, una auténtica bomba judicial y patrimonial, pero su decisión fue suspendida en apelación.

AFP

- Publicidad -
- Publicidad -
- Publicidad -
- Publicidad -

Relacionadas
más

Avance Digital NAD

Recibe en tu correo las últimas noticias, acontecimientos e información relevante para mantenerte informado y al día.

- Publicidad -
- Publicidad -