Papel y lápiz: nueve secretos de belleza que pueden hacerse con lechosa

Papel y lápiz: nueve secretos de belleza que pueden hacerse con lechosa

Foto: Referencial

Foto: Referencial

Su delicioso sabor y hermoso color naranja no es lo único que nos ofrece la lechosa o papaya, como también se le conoce. Esta fruta, al cual Cristóbal Colón llamó “la fruta de los ángeles”, es una rica fuente de nutrientes antioxidantes como los carotenos, vitamina C, flavonoides, vitaminas del grupo B, los minerales potasio y magnesio y fibra.

La lechosa también contiene papaína, una enzima con una variedad de beneficios para la salud y la piel.

Entre ellas, le presentamos algunas recetas de belleza para su uso:

Mascarilla contra el acné

Las propiedades exfoliantes de la lechosa ayudan a limpiar los poros taqueados que se convierten en granos y espinillas. Además, también es buena para sanar infecciones de la piel por lo que previene que se infecten las espinillas.

Para usarla se puede triturar un pedazo de su pulpa y se colococa como mascarilla en la cara. Se deja 5 minutos y se lava. Otra opción es comerse la pulpa y pasarse la cáscara del lado de la pulpa por toda la cara. Se deja 5 minutos y se lava.

Mascarilla para nutrir la piel

La lechosa contiene vitamina A, una vitamina esencial para la salud de la piel. Se puede hacer una mascarilla con un pedazo de pulpa hecha puré y se le agrega una cucharada de miel de abeja. La miel de abeja es humectante y también tiene varias sustancias nutritivas para la piel.

Se pone la mascarilla por toda la cara y se deja unos 10 minutos. Se lava con agua fría. Esta mascarilla se puede repetir una vez por semana.

Lechosa para aclarar la piel

La lechosa es un ingrediente común en las cremas para blanquear la piel. Sus propiedades aclarantes se deben a la papaína, la cual ayuda a renovar la piel y desvanecer las manchas y pecas. La lechosa también es buena para darle un tono más uniforme a la piel de manera que se vea más juvenil.

Para aclarar la piel con lechosa se echan unos pedacitos de esta en la licuadora y se licúa. Se pone el puré de lechosa sobre las áreas que se desean blanquear y se deja por 10 minutos. Se repite tres veces por semana. Los resultados empieza a verse en un mes.

Para suavizar la piel de los talones

La lechosa puede ser una buena solución para esa piel dura y reseca que se hace en los talones. Mientras se relaja ya sea leyendo un libro, viendo televisión, meta los pies descalzos en un envase grande. Eche unos pedazos de la fruta en el recipiente y tritúrela con los pies. Cuando está hecha un puré ponga sus talones encima y quédese así por unos 20 minutos. Después lávese los pies. Repita unas tres veces por semana hasta obtener los resultados deseados.

Para quitar las arrugas alrededor de los labios

Para desvanecer esas arruguitas que se hacer alrededor de los labios se puede poner pulpa de lechosa alrededor de la boca y dejarla por 10 minutos. Las propiedades exfoliantes de esta fruta eliminan las células de piel muerta y revelan piel nueva y más saludable.

Se repite dos o tres veces por semana. Los resultados se empiezan a ver en un mes.

Para combatir la celulitis

Las propiedades de la lechosa para reparar la piel la hacen un buen remedio casero para la celulitis. Para hacer un exfoliante contra la celulitis se revuelve un trozo de lechosa hecha puré con un 1/4 de cucharadita de azúcar moreno. Cuando se va a bañar se humedece las zonas donde tiene celulitis y se masajea la piel con la mezcla en movimientos circulares por unos 5 o 10 minutos. Se lava. Se repite tres veces por semana.

También se puede atacar la celulitis desde adentro incluyendo esta fruta en su dieta diaria.

Gorra de lechosa para el cabello

La lechosa no solo tiene beneficios para la piel sino también para el cabello. Por ejemplo, el champú de lechosa se usa para combatir la caspa. Además, esta fruta también puede eliminar el residuo que dejan los productos para el cabello de manera que quede más manejable, suave y con brillo.

Para hacer una gorra para el cabello de lechosa se mezcla media taza de pulpa de esta triturada con 1/4 de taza de yogur natural (sin sabor). Se revuelve bien. Se peina el cabello y se humedece. Se aplica la mezcla por todo el cabello. Se cubre con una gorra de baño y se deja por 10 minutos. Después se lava el cabello.

Jabón de lechosa

En Filipinas hacen un jabón de lechosa que ha ganado mucha popularidad porque dicen que deja la piel radiante.

Otra opción es hacer su propio jabón de lechosa usando una base de jabón de glicerina y agregándole unas cuantas cucharadas de su propio jugo. Si hace este jabón debe refrigerarlo para que no se eche a perder.

Lechosa para lavarse la cara

Otra manera de recibir los beneficios para la piel que tiene la lechosa es pasándose la cáscara del lado de la pulpa sobre la cara con un masaje con movimientos circulares. Se hace por 30 segundos y se enjuaga con agua. Se debe usar una crema humectante después. Se puede hacer unas dos veces por semana para mantener la piel suave y saludable.

Agencias