No se llenaron los estadios en los partidos de semifinales del Mundial de Rusia

No se llenaron los estadios en los partidos de semifinales del Mundial de Rusia

Mundial de Rusia

Algunos asientos se observaron vacíos en los escenarios. Foto: Agencias

La ausencia de selecciones sudamericanas en la fase de semifinales del Mundial de Rusia 2018 se hizo notar en sus partidos al contar poca asistencia de fanáticos en los estadios.

El presidente del comité organizador del Mundial, Arkady Dvorkovich, lamentó la falta aparente de espectadores en las semifinales y la final.
Fue posible apreciar cientos de butacas vacías durante la semifinal del martes, en la que Francia superó 1-0 a Bélgica en San Petersburgo. Ninguno de los cuatro semifinalistas ha atraído a grandes contingentes de compatriotas, como sí ocurrió con las selecciones latinoamericanas.

Los agentes de viajes han reportado que aumentó el interés por parte de los aficionados británicos y croatas, aunque conseguir visas para Rusia y boletos para los partidos puede resultar complicado.

“Las selecciones que tenían la mayor cantidad de seguidores en Rusia se marcharon pronto. Los equipos latinoamericanos, Alemania y algunos otros se marcharon, y nos quedamos en las semifinales con los equipos que trajeron el menor número de aficionados, así que no ha sido algo muy bueno para la economía del fútbol durante esta última semana”, comentó Dvorkovich.

En la segunda semifinal entre Croacia e Inglaterra también se presentaron algunas asientos vacíos el miércoles en el estadio Luzhniki en Moscú.

El Mundial contó con buen aforo hasta los octavos

 

Más de 2,5 millones de espectadores asistieron hasta la fase de octavos de final. Solo los estadios de Luzhniki y Spartak tuvieron llenazos en sus cinco encuentros de la fase de grupos. Ambos escenarios se ubican en la capital rusa, Moscú.

El Olímpico Luzhniki ha recibido al momento a 390.055 aficionados, con un promedio de 78.011 en cada uno de los cinco encuentros en los que ha sido sede de esta Copa del Mundo. En este estadio jugaron por la ronda de grupos: Rusia vs. Arabia Saudí, Alemania vs. México, Portugal vs. Marruecos y Dinamarca vs. Francia; y por los octavos de final: España vs. Rusia.

El otro escenario que se ha llenado completamente es el del Spartak de Moscú, con 220.950 espectadores y un promedio de 44.190 personas por cada uno de los cinco partidos que ha recibido. Aquí jugaron en la fase de grupos: Argentina vs. Islandia, Polonia vs. Senegal, Bélgica vs. Túnez y Serbia vs. Brasil; y en octavos: Colombia vs. Inglaterra.

Aunque no se ha llenado totalmente y sólo ha cubierto el 99,27% de su aforo para este Mundial, el estadio que le sigue al Luzhniki en cantidad de aficionados es el de San Petersburgo, con 319.994 y un promedio de 63.999 en cada uno de sus cinco partidos. Allí jugaron por la ronda de grupos: Marruecos vs. Irán, Rusia vs. Egipto, Brasil vs. Costa Rica y Nigeria vs. Argentina; y por los octavos de final: Suecia vs. Suiza. Sólo no se llenó en el primer y quinto partidos antes mencionados.

El estadio que menos asistencia tuvo en porcentaje respecto a la cantidad de boletos puestos a la venta fue el de Volgogrado, adonde sólo acudió un 92,07% de aficionados, dando un total de 160.980 personas en cuatro encuentros, con un promedio de 40.245 en cada uno; y el partido que resultó menos atractivo para los aficionados fue el Arabia Saudí vs. Egipto, con sólo 36.823 espectadores.

En número de asistentes, el estadio con menos espectadores fue el de Ekaterimburgo, con 125.437 personas en cuatro juegos y un promedio de 31.359 por partido; siendo el de menor interés el Egipto vs. Uruguay, con 27.015 aficionados, la cifra más baja de todo este Mundial; mientras que sólo una vez se llenó y fue para el México vs. Suecia (33.061).

El pueblo ruso respaldo a su selección

 

En promedio de espectadores, la selección que fue más vista directamente en los estadios por aficionados de cualquier nacionalidad ha sido hasta el momento la de Rusia, país sede del torneo, con 65.615 personas (un total de 262.460 en 4 juegos, en Moscú, San Petersburgo y Samara); seguida de la de Marruecos, con 58.177 (174.532 en 3 partidos, en San Petersburgo, Moscú y Kaliningrado); y después por la de Alemania, con 54.711 (164.133 en 3 encuentros, en Moscú, Sochi y Kazán).

Los equipos que menos veces han sido vistos en directo en los estadios por espectadores de cualquier nacionalidad han sido, en promedio, la de Japón, con 39.267 (un total de 157.069 en 4 encuentros, en Saransk, Ekaterimburgo, Volgogrado y Rostov del Don); la de Perú, con 39.121 (117.364 en 3 partidos, en Saransk, Ekaterimburgo y Sochi); y la de Uruguay, con 38.988 personas (155.950 en 4 juegos, en Ekaterimurgo, Rostov del Don, Samara y Sochi).

Las otras selecciones sudamericanas se ubican al momento, según su promedio de espectadores, en los puestos: 12° Argentina, 13° Brasil, y 21° Colombia.

Noticia al Día/Agencias