El Gran Premio de Singapur de Fórmula Uno será una pelea callejera

El Gran Premio de Singapur de Fórmula Uno será una pelea callejera

Mercedes AMG Petronas F1 Team's British driver Lewis Hamilton takes a corner during the first free practice session of the Formula One Singapore Grand Prix in Singapore on September 16, 2016. / AFP PHOTO / ROSLAN RAHMAN

El circuito urbano de Singapur lo viene bien a los autos de la Mercedes

Lewis Hamilton (Mercedes), líder del Mundial de Fórmula 1 delante de su compañero Nico Rosberg, está preparado para una pelea callejera en el trazado urbano de Singapur, el domingo por la noche (20h00 locales, 12h00 GMT), en la decimoquinta manga de la temporada.

Rosberg, que viene de ganar dos carreras seguidas, en Spa-Francorchamps y en Monza, se ha colocado a dos puntos del británico.

Acostumbrados a luchar por puestos de podio desde hace seis meses, los pilotos de Ferrari y Red Bull intentarán aprovecharse de las circunstancias del gran premio más tortuoso del año, con 23 curvas.

En el circuito de Marina Bay, Rosberg vivirá su 200 gran premio de Fórmula 1, desde su debut en 2006, en Bahréin, en un Williams.

El alemán lleva 50 podiums, con 21 victorias, pero todavía no ha sido nunca campeón mundial. Desde hace tres años está arriba, pero sin ganar el título. Ahora lleva dos tercios de campeonato y le falta la última recta.

En 2015, la escudería Mercedes-AMG, lanzada hacia un segundo doblete consecutivo pilotos-constructores, vivió en Singapur su peor fin de semana de la temporada: abandono de Hamilton y cuarta plaza de Rosberg, a 25 segundos de Sebastian Vettel, vencedor con Ferrari.

– Verstappen, nueva estrella –
«No será fácil», prevé Hamilton, uno de los tres únicos pilotos, con Vettel y Fernando Alonso, en haberse impuesto en Singapur desde la primera edición del gran premio en 2008.

«Ferrari y Red Bull estarán en la lucha, estoy seguro, por lo que hay que prepararse para una gran pelea adelante. Es excitante», señaló el inglés.

Red Bull solo ha ganado una vez esta temporada, gracias a Max Verstappen, en España, fue la única excepción al monopolio Mercedes (13 victorias en 14 grandes premios).

«Singapur es uno de mis circuitos preferidos. Es muy exigente», resume la estrella ascendente de una F1 en plena renovación.

El triple secreto de Singapur es que no se rueda muy fuerte de media, apenas un poco más que en Mónaco, que hace mucho calor, incluso de noche, lo que es duro para los pilotos, y que la carrera dura a menudo mucho tiempo, debido a las salidas repetidas del auto de seguridad para permitir a los comisarios limpiar la pista.

Wolff: ‘Mercedes no es favorita’
Es un gran premio en que las principales bazas de Mercedes, la potencia y la aerodinámica, son mucho menos determinantes, al punto que Toto Wolff, el «Team Principal» de la marca alemana, afirma que sus monoplazas no deben ser consideradas como favoritas.

«Ferrari fue muy buena aquí el año pasado (Vettel vencedor) y los Red Bull, con su diseño favoreciendo el apoyo aerodinámico, deberían ser sus bazas de nuevo. No caigamos en el error de pensar que somos favoritos», señala el austríaco.

Su homólogo de la Scuderia, Maurizio Arrivabene, admite que ha sido una temporada decepcionante hasta ahora, pero afirma estar convencido de que su equipo tiene los medios para terminar bien el año.

«Es cierto que esperábamos más», afirma. «Hemos tomado las medidas que se imponían y pienso que vamos hacia arriba», añade.

Singapur será el primer gran premio desde el anuncio, la semana pasada, de la toma de control de la F1 por el grupo estadounidense Liberty Media. «Es un período excitante para nuestro deporte, el futuro se presenta bien», estima Wolff.

AFP