La naranja y sus múltiples beneficios al cuerpo

Las propiedades de la naranja, el escudo contra las infecciones

La naranja dulce tiene su origen en Extremo Oriente, desde China a la península malaya, aunque hay quien lo sitúa concretamente en Vietnam. Se relaciona a las naranjas con los frutos dorados del Jardín de las Hespérides de la mitología griega.

En China está considerada un símbolo de buena fortuna y se suele consumir el segundo día de la fiesta de Año Nuevo, y en Vietnam se obsequia con ellas a los recién casados, como un símbolo de fecundidad. Su cultivo se extendió por todo Oriente y los árabes la introdujeron en Europa a través de España, en el siglo X. El propio Colón, en su segundo viaje, llevó las semillas a América, a la isla de La Española (Haití).

La palabra naranja procede del vocablo árabe narandj o naranch, y éste del persa narang, que a su vez deriva de la palabra sánscrita nagarunga («la favorita de los elefantes», en alusión a una leyenda de un elefante hambriento). La información fue extraída del portal web www.cuerpomente.com en el cual se puede conocer información saludable de interés.

Valor Nutricional

El valor nutricional de las naranjas por cada 100g es el siguiente:

Composición   Cantidad (gr)   CDR(%)

Calorías                45.48               2.4%

Carbohidratos       8.9               2.9%

Proteínas              0.87              1.8%

Fibra                       2.3                  7.7%

Grasas                   0.2                  0.4%

Minerales     

Sodio                      1.4                 0.1%

Calcio                       41                   3.4%

Hierro                  0.49                  6.1%

Magnesio                0                      0%

Fósforo                 20                     2.9%

Potasio                165                     8.3%

Vitaminas              

Vitamina A         0.03                      3.7%

Vitamina B1       0.08                     6.7%

Vitamina B2       0.04                     3.1%

Vitamina B3       0.48                        0%

Vitamina B12     0                              0%

Vitamina C          50.6                   56.2%

Lea también: Taquicardia: Cuando el corazón pega la carrera

Propiedades

Las propiedades de este jugoso regalo del invierno tienen mucho que ver con su vitamina C: proporciona toda la vitamina C que se necesita al día. Este nutriente es esencial para la resistencia a las infecciones (no en vano el zumo de naranja es el recurso natural más utilizado para prevenir resfriados y gripes); aumenta la absorción del hierro, el calcio y el fósforo y posee propiedades antioxidantes. Pero la vitamina C no es el único componente interesante. La fibra confiere a la naranja propiedades digestivas y los flavonoides colaboran con las vitaminas en el refuerzo del sistema inmunitario.

Las naranjas son también ricas en tiamina y ácido fólico, dos vitaminas del grupo B esenciales para la salud del sistema nervioso. Las naranajas sanguinas, de color rojo, se caracterizan además por su riqueza en betacaroteno.

Beneficios que ofrece la naranja a la salud

-Por su bajo índice glucémico, la naranja es una de las frutas aconsejadas para la prevención de la diabetes.

-Su alto contenido en vitamina C estimula la producción de glóbulos blancos y contribuye a reforzar el sistema inmunológico.

-Contiene antioxidantes que mantienen una piel sana y reduce los signos de la edad.

-Una naranja contiene únicamente 65 calorías, lo que hace de ésta una fruta muy recomendable en dietas para bajar peso.

-Por su alto contenido en fibra, prolonga la sensación de saciedad.

-Son ricas en calcio, que protege los huesos y dientes, manteniéndolos sanos.

-Su consumo ayuda a reducir la absorción de grasas y a bajar el colesterol y la tensión.

-Tiene propiedades antiinflamatorias, por lo que es beneficiosa para las personas con artritis.

-Su consumo es beneficioso para prevenir el cáncer y también el buen funcionamiento del sistema cardiovascular.

La naranja y sus variedades

Dentro del naranjo dulce se conocen numerosas variedades, englobadas en tres grupos básicos: las naranjas sanguinas o rojas, las blancas (como la Valencia Late o la Salustiana) y las dulces tipo navel, con una protuberancia en forma de ombligo en un extremo (navel significa «ombligo» en inglés).

Entre ellas encontramos: Naranjas navel, valencia late o tardía, naranja salustiana, saranja sanguina, sevillana, entre otras.

¿Cómo podemos consumirlas?

– En jugos

– En guisos

– En ensaladas

– En helado y cepillados

– En mermeladas y gelatinas

– En tortas, ponquecitos y dulces

Para recibir en tu celular esta y otras informaciones, únete a nuestro canal en Telegram haciendo clic en este link: https://t.me/NADZulia.

Además, puedes seguirnos en Instagram y Twitter como @noticiaaldia o síguenos en nuestra página de Facebook Noticia al Día.

Noticia al Día/Portal Web