¿Por qué sería importante la regulación de los casinos en Venezuela?

¿Por qué sería importante la regulación de los casinos en Venezuela?

Casinos en Venezuela

Casinos en Venezuela

En Venezuela, los casinos no enfrentan demasiados problemas para operar. Por esta razón, se mantienen accesibles para la mayoría de la población.

La Ley nro. 36.259 para el Control de los Casinos, Salas de Bingo y Máquinas Traganíqueles, de 1997, regula exclusivamente los casinos físicos. Por otra parte, la Ley Nacional de Lotería nro. 38.270, promulgada en 2005, se ocupa de las regulaciones específicas de la lotería. Sin embargo, no existe una regulación específica para el sector de los casinos online y, por lo tanto, hay un vacío legal.

La Comisión Nacional de Casinos es el organismo actual que regula y legisla sobre los casinos físicos, pero no cubre a los casinos en línea. En consecuencia, hay algunos aspectos positivos y otros negativos en el desarrollo y buen desempeño del sector. Indudablemente, es necesaria una ley que regule la actividad.

 

Casinos online en Venezuela

Ahora bien, aunque no haya una ley específica para los juegos de azar en línea, esto no quiere decir que los casinos en línea sean ilegales. Pero, desde luego, presentan algunas características particulares.

Por un lado, cualquier casino del mundo que quiera operar allí, puede hacerlo. Actualmente, los usuarios tienen una gran variedad de opciones para elegir. Esto es positivo, ya que es posible encontrar el casino adecuado para cada cliente. Si quieres saber más acerca de los mejores casinos online de Venezuela puedes entrar en www.casinos-online.es/venezuela/.

Por otro lado, estos casinos no deben pagar impuestos por los beneficios del juego, ya que la ley no lo exige. Esto no es bueno para el gobierno, ya que no recibe un porcentaje de las ganancias. Solamente los casinos físicos y sus clientes deben pagar un impuesto del gobierno. Esto mismo sucede en la lotería nacional, y es el Servicio Nacional Integrado de Administración Aduanera y Tributaria (Seniat) el ente encargado de las recaudaciones.

 

Riesgos para los usuarios

Ante la falta de legislación, los usuarios venezolanos quedan expuestos a posibles fraudes si el casino no es seguro. El gobierno no ha establecido aún ningún tipo de protección frente a abusos o estafas.

Para utilizar casinos fiables es importante acceder a los términos y condiciones, y a un servicio de atención al cliente las 24 horas, todos los días del año. El casino, además, debe estar regulado bajo la ley de otros países. Los usuarios deben buscar credenciales o licencias que certifiquen esta información.

 

Seguridad en línea

La seguridad online es fundamental. Si existiera una reglamentación específica, se podrían llevar a cabo acciones del mismo tenor, en aquellos casinos online irregulares. 

La regulación digital evita los fenómenos de phishing (robo de datos de la tarjeta de crédito), y pharming (modificación de los registros de la DNS para redireccionar al usuario a un sitio fraudulento). Además de ayudar a los usuarios a obtener una experiencia digital mucho más segura, el marco legal también ayudaría a la recaudación impositiva del estado nacional.

Por eso, urge una ley que logre cubrir, de una buena vez, todos los aspectos de las casas de azar, y particularmente de los casinos en línea venezolanos. Una vez que los casinos en línea tengan la regulación adecuada es probable que el negocio crezca.

 

Restricciones en los casinos

En 2011, el Ejecutivo Nacional decidió cerrar los casinos ya que existían incumplimientos en los pagos impositivos. Según el ejecutivo, los casinos servían para otro tipo de negociaciones ilegales también. A pesar de ello, recientemente, el gobierno ha decidido autorizar el funcionamiento de algunos casinos específicos, con el fin de recaudar divisas y, de este modo, servirse del dinero para el presupuesto nacional.

De igual modo, se han llevado a cabo algunos allanamientos, en aquellos casos en donde los propietarios no cumplían estrictamente con la norma establecida por la ley.  De hecho, se realizaron tres allanamientos a distintos casinos clandestinos, en Anzoátegui y Carabobo. Además, se secuestraron las máquinas tragamonedas, ya que no contaban con los debidos permisos para operar. El primer operativo fue en la ciudad de Valencia. Allí se cerró la casa de juegos de azar y también se incautó todo el material.

El segundo operativo fue en la misma localidad. El tercero y último se produjo en la ciudad de Barcelona, del municipio Simón Bolívar, en Anzoátegui. Se incautaron dos máquinas tragamonedas sin papeles, mesas de juego, tacos y bolas de billar, sillas y bebidas alcohólicas. En este caso, el dueño no contaba con las regulaciones establecidas por la legislación nacional.

 

Para recibir en tu celular esta y otras informaciones, únete a nuestro canal en Telegram haciendo clic en este link: https://t.me/NADZulia.

Además, puedes seguirnos en Instagram y Twitter como @noticiaaldia o síguenos en nuestra página de Facebook Noticia al Día.