Se llaman bolitas de leche maracuchas

Se llaman bolitas de leche maracuchas

bolitas de leche

Bolitas de leche

Las bolitas de leche son un dulce facial de hacer, de procedimiento simple y que requiere pocos ingredientes. Son las invitadas especiales de cada fiesta.

De niña mi abuelo cada vez que venía de visita, me traía, ocultas dentro de una bolsa de papel marrón, bolitas de leche. Yo la abría justo cuando me la entregaba y me las comía en una sentada. En ese entonces, no sabía que se llamaban “trufas” o “papitas”, para mí tenían forma de bolitas y, al crecer, seguí llamándolas de la misma forma. Para mí, se llamaban bolitas de leche.

Las bolitas sirven como acompañantes en muchas ocasiones de la vida. A los 14 años, el último día de clases de tercer año, mis amigas y yo fuimos a comprar bolitas al mediodía en una tiendita que quedaba en una esquina, cerca del liceo. Mientras hablábamos de todo y nada, nos comimos esos deliciosos dulces de camino a casa. Una experiencia que, hoy en día, todavía recordamos.

La primera vez que las hice por mí misma, fue para una reunión en casa. No salieron como esperaba, pero los invitados seguían preguntándome si tenía más y si podría hacerlas de nuevo. Esa vez, les había faltado azúcar y clavitos, la posterior a esa quedaron muy duras, la siguiente quedaron algo aguadas. Pero todas las veces la receta era diferente, porque nunca la recordaba.  

La última vez, las regalé a un amigo en su cumpleaños y desaparecieron a los minutos de haberlas colocado. Es que en cada celebración maracucha: baby showers, bautizos, bodas, incluso en cualquier fiestecita, no pueden faltar las bolitas de leche en la mesa de dulces. Son las invitadas especiales de cada reunioncita, porque a todos les encantan: niños, adultos, tías, sobrinos, primos, abuelas. Y lo mejor, es que se hacen en casa, sin trabajar casi nada. 

Por supuesto, no necesitamos ninguna fecha especial para prepararlas, lo más complicado es tener los ingredientes a mano: Una lata de leche condensada, dos tazas de leche en polvo, y una y media de azúcar pulverizada. Cantidades para aproximadamente 40 bolitas.

Es tan sencillo como combinar los ingredientes secos, la leche y el azúcar, en un bol, y luego agregar la leche condensada. Debemos integrarla primero con una paleta hasta que se forme una masa homogénea, después amasamos un buen rato con las manos, es el paso más importante, si no se amasa bien, las bolitas se podrían agrietar.

Para hacer las bolitas, hacemos una bola con la masa y tomamos porciones pequeñas para darles forma con nuestras manos, al ser bocadillos deben tener un tamaño reducido. Los clavos de olor se colocan a modo de decoración, aunque agregan un delicioso aroma y sabor.

Finalmente, colocamos las bolitas de leche en capacillos. No hay que cocinarlas, ni llevarlas a la nevera. Son una merienda, regalo, o dulce decorativo delicioso que no necesita mucho esfuerzo.

Lea también: Le cayeron encima a Lele Pons en redes al mostrar fotos jugando en la piscina con caimán bebé amarrado (+Foto)

Para recibir en tu celular esta y otra informaciones, únete a nuestro canal en Telegram haciendo clic en este link: https://t.me/NADZulia.

Además, puedes seguirnos en Instagram y Twitter como @noticiaaldia o síguenos en nuestra página de Facebook Noticia al Día.

 

Skyl Muñoz/Pasante

Noticia al Día