¿Escuchas voces? Qué significa y cómo tratarlo

¿Escuchas voces? Qué significa y cómo tratarlo

voces

Voces. Blurry image of nightmarish alien beings.

Las razones que explican por qué una persona oiría voces son muchas. Según la que se elija, las definiciones cambian, al igual que la forma de tratarlas.

Hay personas que creen oír voces que no corresponden a nadie, que no tienen cuerpo, ni rostro, ni boca, pero se hacen escuchar ¿Es normal? Lo cierto es que muchas personas en algún punto de su vida, escuchan palabras no emitidas por una persona real, durante el paso de la vigilia al sueño,  por ejemplo, incluso cuando creen haber oído su propio nombre.

Un caso conocido por la película Una mente maravillosa, es el de John Forbes Nash, premio Nobel de Economía. Quien creía escuchar dentro de su cabeza voces pertenecientes a extraterrestres, pero, al mismo tiempo, podía resolver problemas matemáticos imposibles.

En general, se trata de la percepción de un ruido externo y su interpretación, o de algo que la persona misma ha pensado y cree haber escuchado de forma externa, pero en algunos casos es más grave que eso. Hay quienes piensan que se trata de alucinaciones comunes en trastornos mentales. Otros creen que son voces espirituales. Y otros lo califican como sufrimiento psíquico, una especie de sufrimiento humano.

Razone por las que escuchas voces

Las razones con respecto a oír voces son varias. La principal y mayormente apoyada, está relacionada con trastornos mentales graves. En El discurso psicopatológico de la modernidad, Enric Novella expuso que la mayoría de los especialistas en enfermedades mentales lo consideraban alucinaciones auditivas patológicas. Ilusiones auditivas de voces que son creadas por la mente.

Las alucinaciones auditivas se vinculan normalmente con la esquizofrenia, bipolaridad, depresión atípica, crisis epilépticas o de ansiedad y anomalías cerebrales.

Sim embargo, también se cree que se trata de un don, poder, conexión con el más allá. La crónica «Desde chica veo y escucho espíritus, pero intento tener una vida normal» de Marisol Lema finalista del concurso Basado en Hechos reales 2019 habla de Maia Marolla, una mujer que desde los 14 años escucha y ve espíritus, en una ocasión una niña llorando, en otra, un ente que le hablaba de cómo se había pegado al cliente al que ella le leía las cartas. «Yo no me quiero meter mucho a escuchar lo que tengan que decir. No puedo solucionar lo que les pasa», explicó. A pesar de haber ido a psicólogos y psiquiatras, ninguno de estos tomó sus alucinaciones como un problema, no parecía sufrir de alguna enfermedad.

Esas son las razones con mayor peso, pero no las únicas. Algunas veces, las voces son provocadas por el consumo de sustancias como alucinógenos, que alteran la percepción y la conciencia. También se pueden producir por fiebres altas, como resultado de estrés, eventos traumáticos, o abuso.

Otra razón por la que se escuchan, se encuentra en las alucinaciones hipnopómpicas e hipnagógicas: Es decir, alucinaciones que surgen en los márgenes de sueño, ese estado en el que se genera una alteración en la conciencia.

La experiencia

Para algunas personas, puede ser una experiencia positiva, cómo es el caso de Nash, cuando el contenido de las voces no es desagradable, sino que animan y ofrecen consuelo. Para otras, se traduce en dolor y sufrimiento, al tratarse de voces que recurren a insultos y amenazas.

Las voces son capaces de dar órdenes, expresar juicios, llevar a una persona a hacer actos, realizar comentarios en segunda y tercera persona. Suelen reflejar el pensamiento de quien las escucha. Algunas hablan en voz baja, otras hablan sin palabras. Si son más de una, estas pueden incluso empezar conversaciones.

¿Cómo tratarlas?

Después de una experiencia traumática, si se empiezan a percibir voces, una forma de abordarlas es trabajar en lo ocurrido y lo que significó para la persona. En el caso de enfermedades mentales, suele utilizarse la medicación.

Sin embargo existen otras formas. Slade, Haddock y Bentall elaboraron la terapia de focalización. Busca que las personas se identifiquen con las voces, como si fuesen suyas, y de esa forma, reducir su frecuencia y la angustia que generan. Para esto, se intenta prestar atención a las características de las voces: cuántas son, el tono, el sexo, acento, de dónde provienen. Y luego a su contenido.

Angela Woods, quien lidera el proyecto Hearing the Voice, cree que hay que centrase en la personificación, otorgar una forma humana a la voz, definir sus rasgos, emociones e intenciones y el poder que tiene sobre la persona. Según Woods, dar sentido a las voces ayuda a convertir la experiencia en algo normal y aceptable.

Ya sea creer en la ciencia y la teoría de los trastornos mentales, o en la versión mística y los espíritus, dar sentido a la voz es importante para tener control sobre ella. No pueden ser ignoradas, o tomadas como producto de la imaginación. Hablar abiertamente de ello permite entender las voces que conviven en la mente humana.

Para esta y otras informaciones, únete a nuestro canal en Telegram haciendo clic en este link: https://t.me/NADZulia.

Además, puedes seguirnos en Instagram y Twitter como @noticiaaldia o síguenos en nuestra página de Facebook Noticia al Día.

 

Skyl Muñoz