Cabo Verde celebra una jojotica independencia de 45 años

Ahora famosa por la captura de Alex Saab, Cabo Verde celebra una jojotica independencia de 45 años

Un 5 de julio de 1975 en África, Cabo Verde se independiza de Portugal.

Cabo Verde, cuyo nombre oficial es República de Cabo Verde (en portugués: República de Cabo Verde), es un estado soberano insular de África, situado en el océano Atlántico, más concretamente en el archipiélago volcánico macaronésico de Cabo Verde, frente a las costas senegalesas. Su forma de gobierno es la república semipresidencialista y su territorio está organizado en 22 concelhos o municipios. Su capital y ciudad más poblada es Praia.

El nombre del archipiélago proviene de la península de Cabo Verde, el extremo más occidental del continente de África, cerca del cual se halla la ciudad de Dakar (Senegal). Su lengua oficial es el portugués y el país es miembro de la Comunidad de Países de Lengua Portuguesa.

Las islas estuvieron deshabitadas hasta que fueron descubiertas en el siglo XV por los portugueses, que las colonizaron para convertirlas en un centro de trata de esclavos. La mayor parte de los actuales habitantes de Cabo Verde desciende de ambos grupos: colonizadores y esclavos.

En el siglo XV, cuando los portugueses colonizaron el archipiélago, las islas hacían justicia a su nombre: estaban cubiertas por una densa vegetación tropical, que contrastaba con sus rocas volcánicas negras y el mar azul. No hay evidencia de que estuvieran pobladas antes de la llegada de los colonos, pero se considera probable que los árabes hubiesen visitado en siglos anteriores la isla de Sal para proveerse de esa sustancia.

En 1462, los primeros colonos portugueses desembarcaron en lo que hoy es Santiago y fundaron la ciudad europea más antigua del trópico: Ribeira Grande (hoy Cidade Velha). Los portugueses introdujeron el cultivo de la caña de azúcar, pero el clima seco no era favorable. Así que se dedicaron fundamentalmente al comercio de esclavos, provenientes sobre todo de la costa oeste de África. El auge del esclavismo revolucionó la economía de Cabo Verde en solo unos pocos años. Mientras que en 1506 era una de las posesiones portuguesas en África que menos rentas proporcionaban a la Corona, para 1510 se había convertido en la segunda que más rentaba, solo superada por la Mina de Oro.​

 

Época colonial

 

Para los portugueses, las islas, situadas entre África, América y Europa, tenían gran interés estratégico. Desde 1517, quedó establecida la ruta oficial portuguesa de transporte de esclavos desde África hacia América, haciendo escala en Cabo Verde4​ (la esclavitud se abolió en 1876). El asalto reiterado de piratas ingleses, neerlandeses y franceses obligó a los portugueses a trasladar colonos agricultores del Alentejo (al sudeste de Portugal, «granero» de ese país) al archipiélago. La contracción de la actividad agrícola –famosa entre los siglos XVII y XIX por su algodón – provocó la emigración masiva de caboverdianos: la mayoría hacia Guinea-Bissau (ex colonia portuguesa muy vinculada al archipiélago), y posteriormente hacia Angola, Mozambique, Senegal, Brasil y, principalmente, Estados Unidos.

En el siglo XIX, la prosperidad de las islas fue decayendo lentamente, debido a que habían cesado los dos ingresos que tenía: el algodón y los esclavos, por la prohibición mundial de la trata de esclavos. Entre 1941 y 1948, una prolongada hambruna provoca la muerte de un gran número de personas, unas 50 000 (casi un tercio de la población), ante la « indiferencia total » del gobierno portugués: No llegó a enviarse ninguna ayuda humanitaria.

 

Lucha por la independencia

 

En 1951, el estatus de islas cambió al de provincia de ultramar. La lucha por la liberación reforzó los lazos entre Guinea-Bissau y Cabo Verde. En 1956, se creó el Partido Africano para la Independencia de Guinea y Cabo Verde (PAIGC), con militantes de ambos lados. Amílcar Cabral, fundador e ideólogo, concibió la lucha y el desarrollo conjunto, a partir de economías complementarias.

En 1961 comenzó la guerrilla en el continente africano, donde lucharon centenares de caboverdianos. En 1974 cayó el régimen colonial tras la Revolución de los Claveles en Portugal. Luego de un gobierno de transición, en 1975 se proclamó la independencia: un mismo partido –el PAIGC– pasó a gobernar en dos países. Aristides Pereira fue presidente de la República de Cabo Verde, y el comandante Pedro Pires su primer ministro. El PAIGC dio los primeros pasos hacia una federación entre Cabo Verde y Guinea-Bissau: las asambleas nacionales de ambos países constituyeron un Consejo de la Unión.

A partir de 1975, el área boscosa de Cabo Verde aumentó desde las 3000 hasta las 45 mil hectáreas: el gobierno previó en diez años otras 75 mil, que autoabastecerían de leña a la población. En las estaciones lluviosas, hombres y mujeres dejaban hogares y oficinas para plantar árboles durante una semana. Se implantó la reforma agraria, con prioridad en la producción de alimentos para consumo de la población (se producía sólo el 5%), en vez de favorecer los cultivos de exportación característicos del período colonial. A pesar de estas acciones, la producción agrícola descendió por las grandes sequías y el gobierno se volcó en promover la pesca.

Cabo Verde apoyó a Angola en la segunda guerra de liberación. Permitió el puente aéreo de aviones cubanos en el archipiélago, ayudando a derrotar la invasión del territorio angoleño por tropas de Zaire y Sudáfrica y adoptó una política de no alineamiento, garantizando que no se instalarían bases militares extranjeras.

En 1981, cuando el PAIGC discutía una nueva Constitución para Guinea y Cabo Verde, fue depuesto el presidente Luiz Cabral, de Guinea-Bissau. João Bernardino Vieira asumió el cargo y fue hostil a la integración con Cabo Verde. Ese año, el PAIGC realizó en Cabo Verde un congreso de emergencia debido a los cambios políticos en Guinea-Bissau. Luego de ratificar los principios de Cabral, cambió su nombre a Partido Africano para la Independencia de Cabo Verde (PAICV), separándose orgánicamente del partido de Guinea.

Las relaciones de ambos gobiernos fueron tensas, hasta que la mediación, en 1982, de Angola y Mozambique, logró que el presidente mozambiqueño Samora Machel, reuniera en Maputo a Pereira (reelegido en 1981), y a Vieira. En la Conferencia de ex Colonias Portuguesas en África (1982), realizada en Cabo Verde (ciudad de Praia), Vieira participó junto a sus colegas de Angola, Mozambique, Cabo Verde y São Tomé. Se normalizaron las relaciones diplomáticas, aunque el partido no se reunificó y se abandonaron los planes de unión.

 

Santo Antão, Cabo Verde

 

En 1984, la sequía redujo las cosechas un 25% respecto a cinco años antes, el déficit de la balanza comercial fue de 70 millones de dólares y la deuda externa se situó en 98 millones de dólares. El sistema de distribución de alimentos y la eficiente gestión estatal evitaron que el país cayera en la hambruna. Pobre en recursos naturales, con sólo el 10% de la tierra cultivable, Cabo Verde depende mucho de la importación de alimentos, sobre todo bajo forma de ayuda humanitaria. La escasez obligó al país a depender de la ayuda extranjera, complicando los proyectos del «primer Plan de Desarrollo». En 1986, el «Segundo Plan de Desarrollo» dio prioridad al sector privado de la economía (sobre todo al informal) y se combatió la desertificación.

La meta fue recuperar –hasta 1990– más de cinco mil hectáreas de tierra y poner a funcionar un sistema único de administración y distribución de las reservas de agua del país. En una primera etapa, se construyeron más de 15 mil diques de contención de aguas pluviales y se forestaron 23.101 hectáreas. Pese a la sequía, aumentó la productividad agropecuaria, que abasteció casi totalmente de carne y hortalizas a la población, sin recurrir a la importación.

 

Multipartidismo

 

En 1991, António Mascarenhas Monteiro (que presidió durante una década la Corte Suprema de Justicia), fue elegido presidente, en las primeras elecciones libres y multipartidarias del país. Se inició la transición a una economía de mercado, privatizando empresas de seguros, pesca y bancos, según las exigencias de los organismos internacionales. La ayuda externa representaba un 46% del PIB, y un 15% adicional provenía de las remesas de dinero de los 700 mil caboverdianos residentes en el exterior. El gobierno del MPD (centrista) se enfrentó a un desempleo del 25% y anunció la reestructuración del Estado. En 1993, comenzó la reducción a la mitad los 12.000 funcionarios públicos, al tiempo que liberó gradualmente los precios. El presupuesto de 1994, pese a recortar el gasto público, aumentó la inversión pública (en transporte, telecomunicaciones y desarrollo rural) de 80 millones de dólares en 1993 a 138 millones en 1994.

En 1995, el primer ministro Carlos Veiga hizo cambios para favorecer la transición a la economía de mercado y fusionó los ministerios de Finanzas, Coordinación Económica y Turismo, Industria y Comercio en uno solo: Ministerio de Coordinación Económica. En 1997, el Banco de Desarrollo Africano prestó 4,9 millones de dólares para reconstruir carreteras. Cabo Verde también recibió apoyo económico de China y creó una asociación con Angola para invertir en salud y bienestar social.

En 1998 y 1999 se repitieron informes sobre la brutalidad de la policía: los presos excedían la capacidad de las cárceles, carentes de las instalaciones mínimas razonables. La autocensura de los medios era habitual.

 

Siglo XXI

 

Las elecciones presidenciales de 2001 debieron repetirse por las acusaciones de fraude y el escaso margen final (50,05% contra 49.95%). La Corte Suprema decidió el resultado final, después de las apelaciones cursadas por irregularidades en la votación: Pires, del PAICV, fue declarado ganador por 17 votos, sucediendo a Monteiro y convirtiéndose así en el tercer Presidente de Cabo Verde. Jose Maria Pereira Neves fue elegido primer ministro..

Pires intensificó los esfuerzos para descentralizar y privatizar el sector público. En 2002, firmó un acuerdo de cooperación con Francia por 610 millones de euros, que ayudaría a ese propósito.

Una vez realizadas las privatizaciones, el coste de los servicios básicos aumentó y se complicó el acceso al agua potable fuera de la capital. El gobierno pretendía informatizar en cinco años todas las escuelas del país, poniendo al menos un ordenador y Pereira Neves anunció la puesta en marcha del plan de desarrollo «Operación Esperanza». «Mi investidura existe para dar garantía al futuro de los niños de Cabo Verde», enfatizó.

En septiembre de 2004, el ministro de finanzas, João Pinto Serra, prometió en una carta oficial dirigida al Fondo Monetario Internacional (FMI) que agilizaría las reformas estructurales en la administración de su gobierno en lo que restaba del año, para agilizar también las privatizaciones. Las reformas se dirigirían hacia los sectores de energía, agua, telecomunicaciones, transporte, pesca y navegación.

En mayo de 2005, el primer ministro Neves señaló que el país podría intentar ingresar en la OTAN. Un mes antes, la OTAN había elegido a Cabo Verde para probar, por primera vez en África, su Fuerza de Reacción. En junio, el opositor Movimiento para la Democracia llamó a debatir «urgentemente» la relación especial entre Cabo Verde y la Unión Europea.

En las elecciones parlamentarias de enero de 2006, ganó nuevamente el PAICV y Pires resultó elegido presidente.

 

Geografía

 

El archipiélago forma parte de la región de Macaronesia. Se compone de diez islas grandes y cinco menores. Las islas de Barlovento incluyen Santo Antão, São Vicente, Santa Luzia (deshabitada), São Nicolau, Sal y Boavista. Las de Sotavento incluyen Maio, Santiago, Fogo y Brava.

En la isla de Sal está el aeropuerto Amilcar Cabral, el mayor internacional del país. Otras islas importantes son Santiago y São Vicente, donde se encuentran la capital Praia y Mindelo, respectivamente.

Entre los islotes que forman Cabo Verde destacan Islote Raso (7 km²), Islote Branco (3 km²), Islote Grande (2 km²), Islote Cima (1,15 km²) e Islote Carneiro (0,22 km²).

Las islas son de origen volcánico. En la de Fogo existe un volcán activo (última erupción en 2014). En su mayor parte, son montañas escarpadas cubiertas de cenizas volcánicas, por lo que hay poca vegetación. El clima es seco y caluroso, con una media de temperatura de 20/25 °C. En los meses de enero y febrero, el archipiélago sufre la influencia de tempestades procedentes del Sáhara.

Para recibir en tu celular esta y otras informaciones, únete a nuestro canal en Telegram haciendo clic en este link: https://t.me/NADZulia.

Además, puedes seguirnos en Instagram y Twitter como @noticiaaldia o síguenos en nuestra página de Facebook Noticia al Día.

Wikipedia