Adolescente de 14 años mató a su novia quinceañera al manipular

Adolescente de 14 años mató a su novia quinceañera al manipular un revólver en Lobatera

Imagen referencial

Una adolescente de 15 años de edad murió, en horas de la madrugada del domingo, a causa de haber recibido un impacto de bala en el rostro, al parecer de manera accidental, en momentos que su novio, otro adolescente, manipulaba un arma de fuego, en hecho ocurrido en el sector Loma de Curiacha, población de Borotá, parroquia Constitución del municipio Lobatera, a donde se trasladaron las autoridades policiales para dar inicio a las investigaciones.

La menor herida fue trasladada con la urgencia del caso al ambulatorio de Borotá, donde los médicos de guardia le apreciaron una herida de bala a la altura del pómulo derecho y, debido a que su estado era crítico, la remitieron de inmediato al Hospital Central de San Cristóbal, donde luego se dijo que había fallecido.

Funcionarios de la Policía del estado Táchira, adscritos al Centro de Coordinación de Michelena, fueron notificados del caso en momentos que realizaban labores de patrullaje y se trasladaron hasta el centro asistencial de Borotá para indagar sobre lo ocurrido.

Cuando llegaron, ya la víctima había sido referida al Hospital Central, pero recibieron información sobre el suceso, ocurrido en una vivienda ubicada en las inmediaciones del tanque del Inos, en La Curiacha, de manera que fueron al sitio y se enteraron que se trataba de un hecho accidental, ocurrido cuando otro adolescente de 14 años de edad manipulaba un viejo revólver, calibre 32, y este se disparó, alcanzando en la cara a su novia de 15 años de edad.

Los funcionarios de PoliTáchira procedieron a la retención del adolescente y preservar el escenario del trágico suceso, hasta que arribaron los funcionarios de la División Contra Homicidios del Cicpc Táchira, que asumieron las investigaciones. Tras proceder a la colección del arma involucrada, los detectives se dirigieron a la morgue del Hospital Central en San Cristóbal, para practicar la inspección al cuerpo de la joven, que fue identificada solo como Kennedy Yuliana, de 15 años de edad, y solicitaron la correspondiente autopsia.

Del adolescente, presunto responsable del homicidio, los funcionarios no revelaron detalles, por tratarse de un menor de edad, pero se dijo que ya se encuentra a órdenes del Ministerio Público, en tanto prosiguen las investigaciones para establecer el origen del revólver, calibre 32, que fue confiscado.

Las primeras pesquisas hacen suponer que se trata de un hecho accidental, ocurrido cuando el muchacho manipulaba, de manera imprudente, el arma de fuego que se disparó, en hecho ocurrido pasada la media noche del domingo.

Diario La Nación