Ropa usada "como nueva" será el ESTRENO de muchos esta Navidad

Ropa usada «como nueva» será el ESTRENO de muchos esta Navidad

Día tras día aumenta el número de ventas de garaje en el municipio San Francisco, lugar que se ha visto abarrotado en esta época navideña por estos pequeños puestos que, usualmente, constan sólo de unas mesitas y toldos para exhibir diferentes artículos de hogar y de ropa nuevos o de segunda mano, estos últimos usualmente en buen estado y a un precio mucho más cómodo para el bolsillo del venezolano.

Comúnmente, estos puestos se colocan en las avenidas, algunos incluso colgando las prendas en las cercas o portones de sus hogares. Los sábados son los días más frecuentados por los clientes de estos lugares, por lo que es cuando las ventas de garaje más grandes suelen colocarse.

Rosmer Vera, de 72 años, lleva hasta ahora dos meses colocando su venta de garaje para el público. “Estoy aquí desde las seis de la mañana hasta las dos de la tarde los jueves, viernes y sábado. Me parece una opción bastante viable, aquí pueden conseguir artículos hasta en 60 mil bolívares soberanos, cosa que es muy difícil ver en centros comerciales,” comentó.

Por otro lado, personas como María García, de 49 años, tienen más tiempo en este mercado, conociendo así cuáles son los días más estratégicos para la venta. “Desde hace cinco años me coloco aquí de jueves a sábado, siendo los sábados donde viene más cantidad de gente, sobre todo porque estamos en el paso peatonal. Lo primero que se vende son los artículos de primera necesidad y la ropa de niños y de dama”, afirmó. Según María, los jeans de segunda mano también “vuelan”, en especial aquellos que se suelen usar para el trabajo diario. “Esos que están más deteriorados los tengo en 60 mil bolivares, mientras que los que están en mejor estado están a 150 mil aproximadamente. Ahora, los que son nuevos sí están a un precio un poco más elevado, como en 300 mil bolívares.” También aseguró que no sólo es una buena opción para el comprador, sino también para aquellos que están en búsqueda de una nueva fuente de ingresos. Por otro lado, especificó que diciembre es el único mes en el que se vende en gran cantidad. “He intentado colocarme a vender en el resto del año, pero no es lo mismo, la gente ya no compra,” explicó.

Con un sueldo mínimo que ni logra cubrir una canasta básica, los venezolanos luchan para poderse comprar tan siquiera un par de zapatos o un pantalón, por lo que este mercado es la opción más accesible y conveniente para comprar los “estrenos” de navidad. “Estos son los únicos pares de zapatos que tengo y están rotos, pero no se puede hacer nada, lo que gano no me da para mucho y menos para unos nuevos”, expresó Sergio Ruiz, quien se encontraba caminando por el lugar viendo precios.

Con un dólar paralelo en casi 50 mil bolívares soberanos, de quererse estrenar un atuendo completo de ropa con zapatos incluidos, el venezolano necesitaría de aproximadamente dos millones de bolívares. Por lo tanto, estas ya bastante comunes ventas de garaje les resuelven la vida a más de uno. En dichas ventas no sólo se consigue ropa, también se encuentran otros artículos como adornos navideños, juguetes y en ocasiones víveres de consumo diario.

 

 

Yulied Sulbarán, Beliza Rada, Rossana Torrealba/Pasantes

Fotos: Beliza Rada

Noticia al Día

No olvides compartir en >>