Tras 14 años reaparece un caso de fiebre amarilla en Venezuela

Tras 14 años reaparece un caso de fiebre amarilla en Venezuela

Tras 14 años reaparece un caso de fiebre amarilla en Venezuela

Foto: Agencia

Desde 2005 no se registraban casos sospechosos de fiebre amarilla en la nación sudamericana. Sin embargo, se habría confirmado el contagio de un venezolano de la etnia pemón, activando las alarmas entre especialistas frente a una enfermedad con alto nivel de mortalidad, reseña Aleteia.

La información se desprende de un informe emitido por la Sociedad Venezolana de Salud Pública y la Red Defendamos la Epidemiología Nacional, a través de un documento en el cual se detalla el caso del paciente masculino de 46 años pertenece a la etnia Pemón que reside en el estado Bolívar.

El agente causal es un virus transmitido por mosquitos “que habitan y pican a personas no vacunadas que entran a esos espacios”. Mientras que la transmisión urbana es producida por el vector Aedes aegypti, también conocido como “patas blancas”.

Lea también: Guaidó: Nuestro cadetes son utilizados para una militancia política

Especialista en endocrinología y experto en la materia en esa región del oriente venezolano, el médico Marcos Lima Martínez conversó con Aleteia sobre la reaparición de la fiebre amarilla en el país.

Dijo que “Venezuela está dentro de los países de América del Sur reconocidos como países con transmisión a partir de focos selváticos. Sin embargo, teníamos 14 años sin presentar un caso positivo, debido a que puede ser prevenible con vacuna”.

La vacunación permanente es “preparada con virus vivos atenuados, que se comienza a aplicar a partir del año de edad y se administra normalmente junto con la vacuna del sarampión, rebeola y parotiditis”.

Sin embargo, la cobertura de inmunizaciones contra fiebre amarilla “disminuyó mucho en el estado Bolívar” y “ya en el año 2018, según datos del propio Ministerio del Poder Popular para la Salud, tuvo una cobertura de apenas 43,8%. En salud pública se habla de una cobertura óptima cuando se alcanza más del 90%”.

Casos de denuncia obligatoria
Según el galeno, «las muestras de sangre (del paciente) fueron enviadas al Instituto Nacional de Higiene y reportaron que se trataba, según confirmación de serología, de un caso de fiebre amarilla”, reseña Aleteia.

Recordó que se trata de “una enfermedad que es de denuncia obligatoria, porque al ser prevenible por vacuna y tras estar erradicada, no había contagios efectivos”.

La fiebre amarilla es una enfermedad vírica aguda, hemorrágica, endémica de áreas tropicales de África y América Latina. Es difícil diferenciar muchas veces entre casos de fiebre amarilla y otras fiebres hemorrágicas virales como el dengue.

Síntomas de la enfermedad
Los síntomas aparecen de 3 a 6 días después de la picadura de un mosquito infectado. En la fase inicial causa fiebre, dolor muscular y de cabeza, escalofríos, pérdida del apetito y náuseas o vómitos.

Para la mayoría de los pacientes estos síntomas desaparecen después de 3 a 4 días. Sin embargo, el 15% entra en segunda fase, con fiebre alta y varios sistemas del cuerpo son afectados.
No existe tratamiento específico, por lo que la vacuna es la medida preventiva más importante y segura. A escala mundial, se calcula que cada año se producen en el mundo 200 mil casos de fiebre amarilla que causan unas 30 mil muertes, según la OMS.

De acuerdo con la Organización Panamericana de la Salud, en 2019, tres países de la Región (Bolivia, Brasil y Perú) notificaron casos confirmados de fiebre amarilla. La actualización epidemiológica señala que los contagios ocurrieron entre diciembre de 2018 y febrero de 2019.

 

Aleteia

No olvides compartir en >>