¿Qué es la malformación del Ano Imperforado?

¿Qué es la malformación del Ano Imperforado?

Foto: Referencial

El ano imperforado es un defecto congénito (que está presente al nacer), en el cual la abertura hacia el ano falta o está obstruida. Esta anomalía no permite que las heces sean expulsadas del cuerpo a través del recto.

Las condiciones en las que se puede presentar el año imperforado ocurre de varias manera:

El recto puede terminar en un bolsillo que no se conecta con el colon; El recto puede tener aberturas hacia otras estructuras. Estas pueden incluir la uretra, la vejiga, la base del pene o el escroto en los niños o la vagina en las niñas. En otros casos, puede haber estrechamiento (estenosis) o ausencia del ano.

Su principal causa es el desarrollo anormal en el feto y en varias oportunidades, el ano imperforado puede presentarse junto a otras anomalías congénitas.

¿Como se repara el ano imperforado?

El Ano imperforado se repara a través de una cirugía para corregir un defecto congénito que involucra el recto y el ano.

La forma de realizar la cirugía depende del tipo de ano imperforado. Las cirugía se hace bajo anestesia general. Esto significa que el bebé está dormido y no siente dolor durante la intervención.

Para los casos de defectos de ano imperforado leve:

El primer paso consiste en agrandar la abertura por donde salen las heces para que estas puedan pasar más fácilmente.
La cirugía implica cerrar cualquier abertura pequeña similar a un tubo (fístulas), creando un orificio anal y colocando el saco rectal dentro de este. Esto se denomina una anoplastia. Con frecuencia, el niño tiene que tomar ablandadores de heces durante semanas o meses.

A menudo, se necesitan dos cirugías para defectos de ano imperforado más graves:

La primera cirugía se llama colostomía. El cirujano crea una abertura (estoma) en la piel y el músculo de la pared abdominal. El extremo del intestino grueso se fija a dicha abertura. Las heces drenarán dentro de una bolsa adherida al abdomen. A menudo se deja que el bebé crezca durante 3 a 6 meses.

En la segunda cirugía, el cirujano mueve el colon a una nueva posición. Se hace una incisión en la zona anal para empujar el saco rectal hacia abajo hasta su lugar y crear un orificio anal. La colostomía probablemente se dejará en su lugar por 2 o 3 meses más.

Con información de portales/ Noticia al Día

No olvides compartir en >>