Nuevo protocolo: En el Congo empieza uso de segunda vacuna contra el ébola

Nuevo protocolo: En el Congo empieza uso de segunda vacuna contra el ébola

Una segunda vacuna contra el ébola fue introducida de forma experimental este jueves en el este de la República Democrática del Congo (RDC), unos días después de la homologación oficial del primer tratamiento.

Equipos de la oenegé Médicos Sin Fronteras (MSF) abrieron dos centros de inyección de las dosis del laboratorio estadounidense Johnson & Johnson (J&J) en Goma, una gran ciudad del Kivu del Norte de uno a dos millones de habitantes, en la frontera con Ruanda.

En el barrio de Majengo, en la mañana del jueves, dos personas fueron vacunadas y 41 estaban en la lista de espera, indicó a la AFP un portavoz de MSF.

Responsable de la puesta en marcha de este nuevo protocolo, MSF quiere llegar a «50.000 personas en un periodo de cuatro meses», con 23.000 dosis que ya fueron entregadas en la RDC, según cifras de esta organización.

«Tras haber recibido la primera dosis de la vacuna, se les propondrá a los participantes que se presenten dos meses más tarde para una segunda inyección», precisó MSF en un comunicado.

Se trata de «comprobar el buen desarrollo de la vacuna en dos dosis, en una región donde la población es muy móvil y donde hubo casos en el pasado».

En julio y agosto, se registraron en Goma cuatro primeros casos de fiebre hemorrágica. Las autoridades médicas temieron una propagación de la enfermedad en esta poblada ciudad, centro de intercambios con Ruanda, Uganda y la provincia vecina de Kivu del Sur.

– Ningún nuevo caso en Goma –

Hasta la fecha, no se ha declarado ningún nuevo caso de virus del Ébola en Goma desde agosto. El epicentro de la epidemia se sitúa a 350 km al norte, en la región de Beni-Butembo.

Declarada el 1 de agosto de 2018, esta décima epidemia de fiebre hemorrágica en suelo congoleño ha matado a 2.193 personas, y 1.067 pacientes se han curado.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) declaró la epidemia «emergencia de salud pública mundial» el 17 de julio, en un llamado para recaudar fondos.

Liderando las donaciones, Estados Unidos anunció en julio que habían transferido «más de 98 millones de dólares a la RDC como respuesta al brote de la enfermedad del virus del Ébola».

Se trata de la segunda epidemia más grave de la historia después de la del África del Oeste en 2014 (11.000 muertos en Liberia, Sierra Leona y Guinea).

– Introducción de forma «experimental» –

Es también la primera vez que vacunas son introducidas de forma «experimental» (sin la autorización previa de su comercialización) para prevenir la enfermedad, que se manifiesta con brotes de fiebre, diarrea, hemorragia…

En zona endémica, la primera campaña de vacunación empezó una semana después de la declaración oficial de la epidemia el 1 de agosto de 2018.

Desde entonces, 251.079 personas fueron tratadas con una primera vacuna rVSV-ZEBOV, fabricada por el grupo estadounidense Merck Shape and Dohme, según las primeras cifras de las autoridades congoleñas el miércoles.

Coincidencia o no, esta primera vacuna recibió la homologación previa a su comercialización justo la víspera de la introducción del segundo protocolo.

La OMS «precalifcó» el martes la primera vacuna, «una etapa crucial que permitirá acelerar su homologación, su acceso y su distribución en los países más expuestos a la epidemia del ébola».

El anunció de la OMS se produjo después de la decisión, el lunes, de la Comisión Europea, para autorizar la comercialización es esta vacuna. El 18 de octubre, la Agencia Europea del Medicamento (EMA) ya había dado su luz verde.

En julio, el exministro de Sanidad Oly Ilunga dimitió tras denunciar «actores que han demostrado una manifiesta falta de ética» en su voluntad de introducir una segunda vacuna.

Oly Ilunga se encuentra actualmente en arresto domiciliario, acusado por las autoridades congoleñas de desvío de fondos en la lucha contra la epidemia del Ébola.

En septiembre, MSF acusó a la OMS de «racionar» la primera vacuna desde el inicio de la epidemia, acusaciones que la organización desmintió.

Noticia al Día/AFP

No olvides compartir en >>