Te gusta el sexo pero no tienes ganas, tal vez eres grisexual

Te gusta el sexo pero no tienes ganas, tal vez eres grisexual

Tal vez eres grisexual (Agencias)

En cuestiones de sexualidad, las opciones son muchas y, lo curioso es que la mayoría de las veces que alguien nos dice que no tiene ganas de tener relaciones sexuales, lo vinculamos con asexualidad. ¿Te gusta el sexo pero no tienes ganas? Tal vez eres grisexual.

No, aunque el término podría relacionarse con el color gris, en realidad poco tiene que ver. La persona grisexual es aquella que ve a su pareja y sí le dan ganas de besar, llenar su piel de caricias, pero justo cuando se va a llegar al siguiente paso hay algo que no la deja avanzar, el deseo sexual desaparece.

Lo primero, que hay que aclarar, es que ser grisexual no tiene nada que ver con experimentar frigidez o disfunción eréctil. En realidad, es muy probable que seas grisexual. En sí, las personas que se identifican con esta orientación sexual, sí sienten deseo pero muy rápido y con pocas ganas.

En pocas palabras, la persona grisexual se encuentra en la zona media, es decir aquellos que tienen ganas frecuentes de disfrutar su sexualidad y los que de plano no tienen ganas, asexuales.

¿LAS PERSONAS NACEN GRISEXUALES?

 La grisexualidad, no tiene nada que ver con las veces que una persona haya tenido relaciones sexuales. Inclusive no influyen las experiencias homosexuales o bisexuales. La persona puede sentir repentinamente las pocas ganas de tener sexo. De ahí, que para los grisexuales resulta muy normal no tener relaciones por largos periodos.

¿Cómo se clasifican?

Demisexual: sí les dan ganas de tener sexo pero solo con las personas que tienen un vínculo emocional.

Sapiosexual:  siente deseo sexual por las personas que les parecen inteligentes.

Hiposexual: el sexo no les parece indispensable, duran meses y hasta años, son felices con la simple masturbación.

Lithsexual: les parece excitante sentirse enamorados de una persona y no ser correspondidos.

Noticia Al Día/ Revista Soy Carmín

 

No olvides compartir en >>