Los Millennials no son los invisibles …somos nosotros (Josué Carrillo)

Los Millennials no son los invisibles …somos nosotros (Josué Carrillo)

?????????????

 

Es algo que me preocupa. Me quita el sueño. Se les llama los Millennials y son los hijos de este siglo. Nacieron en el 2000 y son una especie rara a la que tratan de llegar los expertos en mercadeo y publicidad.

Hace poco leí en el portal http://recursos.audiense.com un reportaje sobre la gran preocupación de la tienda de comida rápida McDonald’s cuya inquietud más grande parece ser llegar a los consumidores de ese segmento. El texto es una adaptación al español del original de Rachel Quin en la versión en inglés del blog de SocialBro.

Exponen que los Millennials se hacen invisibles porque: “No leen periódicos, consultan una aplicación de noticias en su móvil o echan un ojo a las tendencias de Twitter. No ven la televisión (por lo que no ven anuncios), disfrutan de programas bajo demanda cuando están listos para verlos. No encienden la radio, escuchan listas de reproducción de Spotify o iTunes.” (Cito textual).

Ahora bien, comprendo que los chicos de hoy sean así y satisfagan sus necesidades de esa forma, sin embargo, para mi ellos no son los invisibles, en todo caso, los invisibles somos nosotros. Si tienes mas de 30 años no les interesas. No te ven porque no te necesitan para nada. En nuestra generación los viejos eran como “oráculos” a quienes consultábamos para cosas tan sencillas como: la manera de preparar un sancocho de gallina o de limpiar los lentes”. Hoy los muchachos no requieren preguntarnos de nada porque sus teléfonos mediante el buscador Google les resuelve todo: desde como hacer el amor la primera vez hasta la manera como se maduran los aguacates con carburo.

En fin vivimos con muchachos a los que no podemos alcanzar. Estamos solos. Por las calles andamos aquellos mayores de 50 años como si fuera una ciudad por cárcel. No existimos y ojalá podamos encontrar la manera de gritarles y que nos descubran antes de que desaparezcamos.

Josué Carrillo

No olvides compartir en >>