Así fue la matanza de los cinco pescadores en el Lago: Piratas atacaron dos lanchas y robaron un motor en La Cañada

Así fue la matanza de los cinco pescadores en el Lago: Piratas atacaron dos lanchas y robaron un motor en La Cañada

Matanza en el lago: Ejecutaron a cinco pescadores dentro de dos lanchas en La Cañada

Matanza en el lago: Ejecutaron a cinco pescadores dentro de dos lanchas en La Cañada

Luego de semanas de absoluta calma, la muerte volvió a sembrar miedo en La Cañada de Urdaneta, esta vez traída aparentemente por «piratas», quienes ejecutaron a tiros a cinco pescadores que se encontraban en dos lanchas en las aguas del Lago zuliano.

El hecho ocurrió a las 7.00 de la mañana de este jueves, mientras ambas embarcaciones salieron de dos playas distintas a realizar la pesca del día. Una de las lanchas salió desde las 6.00 de la mañana de una playa sin nombre del sector Parral del Sur, con cuatro hombres a bordo identificados como José Javier Cerrudo Paz, de 27 años, Léxido Antonio Cerrudo Paz, de 30, apodado “El gordo”, quienes eran hermanos, y sus cuñados Luis Enrique Cárdenas, de 20 años, y Lubin Urdaneta.

La segunda embarcación había salido a las 5.00 de la mañana desde la pescadería Neylimar en el sector Carmelo Urdaneta (aproximadamente a un kilómetro de distancia), con un sólo pescador conocido por sus compañeros como Dairon Rafael Caly Acuña de 24 años, alias “El Chino”.

Un par de horas después, otros pescadores encontraron ambas embarcaciones a la deriva en las aguas del Lago y en su interior, los cadáveres tiroteados de sus tripulantes. Los cadáveres fueron trasladados por los mismos amigos a sus playas respectivas.

00

La familia Cerrudo pide justicia a las autoridades

El horror y la desesperación se apoderó de la familia Cerrudo Paz, al enterarse que dos de sus hermanos habían sido asesinados y junto a ellos sus dos cuñados, cuando horas antes habían salido de su casa en el Parral del Sur a pescar como era de costumbre y “Los piratas” (banda dedicada a robar y asesinar a pescadores) interceptaron la embarcación, los ejecutaron y posteriormente robaron el motor de la unidad.

“Desde niños mis hermanos eran pescadores poco a poco obtuvieron sus propios implementos, y ahora unos ladrones desalmados lo mataron por un miserable motor, no puede ser”, gritaba Jéssica Cerrudo, hermana de los hermanos.

La pariente contó que la lancha donde encontraron a cuatro de los muertos era de José Javier y llevaba por nombre “Yulibeth” en honor a su única hija de 4 años. Aseguró que él junto a su hermano y a dos cuñados salieron de un pequeño puerto clandestino, ubicado a pocos metros de su casa, donde guardaban la lancha en las noches.

Un tercer hermano de los Cerrudos ayudó a los cuatro hombres a meter la lancha al Lago y luego decidió regresar a su casa porque había olvidado algo, pasada una hora, unos amigos también pescadores, lo llamaron por teléfono y le informaron del hallazgo.

Sin pensarlo dos veces, el pariente, se montó en otra lancha y salió junto a otros pescadores a buscar la embarcación en el medio del Lago, específicamente en el área limítrofe entre San Francisco y la Cañada de Urdaneta. Al encontrar la lancha pudo constatar el dantesco escenario donde los cuerpos de sus familiares estaban tirados dentro de la misma lancha en un charco de sangre y se percató que habían robado el motor.

989Con ayuda de los pescadores de la zona, la lancha fue devuelta a la orilla de la playa. En el sitio dos escenarios podían presenciarse: Uno en las aguas donde la orilla de la playa se cubrió de pescadores asombrados por lo sucedido; En  tierra firme la escena era más dramática, mujeres llorando a gritos, algunas de ellas desmayadas al certificar que los rumores del múltiple homicidio eran ciertos y cuyas víctimas eran conocidos.

El tumulto de gente cercó en cuestión de minutos la pequeña lancha. Media hora después llegaron funcionarios del Cuerpo de la Policía del Estado Zulia (Cpbez) y de la Guardia Nacional Bolivariana (GNB) para acordonar la zona.

Además de José Javier, se conoció que Léxido Antonio Cerrudo dejó en estado de orfandad a un hijo de 11 años, mientras que su cuñado Lubin Urdaneta dejó dos menores.

A la segunda lancha no le robaron el motor

IMG_2835

La segunda embarcación había salido a las 5.00 de la mañana desde la pescadería Neylimar en el sector Carmelo Urdaneta (aproximadamente a un kilómetro de distancia de la primera)

En una escena simultánea y cercana a la primera, pescadores también encontraron una segunda lancha a la deriva y, en su interior, el cadáver de un pescador conocido como “El Chino”.

En este hecho los sabuesos del Cuerpo de Investigaciones Científicas Penales y Criminalísticas (Cicpc) se percataron de que a la embarcación no le había sido robado el motor.

Su cuerpo al igual que las otras cuatro víctimas, fue llevado por los compañeros de pesca a la orilla de la playa de donde salía todas las mañanas a pescar.

“No sé por qué pasan estas cosas, él era un hombre trabajador, se levantaba muy tempranito a pescar todos los días, era muy conocido en la zona por su trabajo”, comentó unos de los presentes en el lugar.

Hasta el momento el Cicpc maneja como principal móvil el robo; sin embargo, no descartan algún otro motivo. “Estamos investigando, aparentemente fue un robo, pero las evidencias ayudarán a esclarecer el caso”, informó una fuente ligada al caso.

Se espera que en las próximas horas las autoridades puedan dar con el paradero de los homicidas que una vez más siembran terror a los pescadores de la zona.

Esta lancha y sus cuatro tripulantes habían salido a la faena diaria desde aguas de una playa del sector Parral del Sur

Esta lancha y sus cuatro tripulantes habían salido a la faena diaria desde una playa del sector Parral del Sur

77

A la escena acudieron efectivos del Cpbez, GNB y Cicpc

El llanto se apoderó de los parientes de los pescadores al saber la noticia

El llanto se apoderó de los parientes de los pescadores al saber la noticia

El llanto se apoderó de los parientes de los pescadores al saber la noticia

El llanto se apoderó de los parientes de los pescadores al saber la noticia

Pescadores conocidos lamentaron el hecho

Pescadores conocidos lamentaron el hecho

Las primera escena rápidamente se llenó de parientes y curiosos

Las primera escena rápidamente se llenó de parientes y curiosos

Familiares del segundo hallazgo lloraron el asesinato de su familiar a orillas de una playa de Carmelo Urdaneta

Familiares del segundo hallazgo lloraron el asesinato de su familiar a orillas de una playa de Carmelo Urdaneta

 

Manuel García

Fotos: Xiomara Solano

Noticia al Día