Rosario de Perijá crece, indeteniblemente, y a ese ritmo el comercio informal se apodera de las áreas peatonales

Rosario de Perijá crece, indeteniblemente, y a ese ritmo el comercio informal se apodera de las áreas peatonales

A tres años del inicio del mercado para minoristas los comerciantes informales aún esperan ser reubicados. Mientras esperan se retomen los trabajos, las áreas peatonales y plazas del centro de la ciudad son invadidas por vendedores informales.

Un mercado abarrotado por el comercio informal y la poca accesibilidad a lo que antes se conocía como el rico esparcimiento en las áreas de un pueblo que crece indeteniblemente, es lo que se observa en la capital del Municipio Rosario de Perijá.

Parece mentira, lo poco que se encuentra en los anaqueles de los diferentes supermercados de esta localidad perijanera puede verse sin problema alguno en las “mesitas” de los trabajadores de la venta informal, en pleno casco central. Aunado a esto, las principales avenidas del mercado municipal están repletas de artículos y ropa que presentan su más baja oferta esperando aún ser reubicados bajo una promesa que se les hiciera hace más de 3 años y que aún siguen esperando.

Los trabajadores de la Venta informal se preguntan, Qué paso con el Mercado Bolivariano de Comerciantes, destinado para estos trabajadores que se ubican hoy en día en pleno mercado municipal?. Pese a la falta de respuestas , les ha tocado buscar sus propios argumentos, pues alegan no recibir respuesta sobre dicho proyecto, solo hablan de un censo que se realizó en campaña y manifiestan no contar con información sobre dicha propuesta que se les hiciera, pues según han podido contactar los trabajos están paralizados.

Perdieron las esperanzas

Rafael Pirela, quien se dedica a la reparación de calzados dijo, “tengo 40 años trabajando en este mercado, solo dicen lo feo que se ve La Villa porque nosotros estamos aquí, pero no trabajan por ubicaros en otro sitio para no ocasionar problemas. No sabemos nada de lo que nos prometió el alcalde, son promesas de campaña”.

Wilson Anaya Mercado, quien también se dedica a la reparación de calzados manifiesta que tiene 20 años trabajando en el mercado y ya perdió las esperanzas de ser reubicado.

Mientras que, Nelida Mestre, quien ofrece llamadas y venta de accesorios para teléfonos celulares dijo que los trabajadores de la venta informal no tienen conocimiento de lo que se ha hecho en el mercado para minorista, “no nos hemos reunidos con el gobierno municipal para conocer el avance de esta obra”.

Maribel Castellano, quien se dedica a la venda de ropa para damas, caballeros y niños al lado de la parada de carritos por puesto, añadió, » Ese proyecto se quedó así como está parado. Esas cabillas se están oxidando».

Proyecto de envergadura

“El mercado para pequeños comerciantes de Rosario de Perijá, es un proyecto de envergadura, que nació gracias a la iniciativa del alcalde Olegario Martínez”, indicó, Jinny González, quien fungió como Gerente General y de Infraestructura en la alcaldía Bolivariana Rosario De Perijá.

Tras las olas de preguntas que se hacen los perijaneros para conocer sobre la construcción de un mercado para reubicar a los vendedores informales, González, quien hoy en día se desempeña como asesora del área de infraestructura, aclaró que dicho proyecto inició gracias a la preocupación que tuvo el alcalde en su primera gestión por la congestión vehicular originada por la falta de espacios y la toma casi total de las áreas peatonales y parcial del área vehicular.

Más tarde su preocupación se direccionó hacia los comerciantes y su necesidad de trabajar. De esta manera el mandatario local sugirió a los comerciantes organizarse y hacer una asociación para que fueran representados e iniciar de esta manera un proyecto que les permitiera ejercer su trabajo en un lugar digno. De acuerdo, a lo grande en cuanto a porcentaje de inversión según informa la Ingeniero, el alcalde del municipio en vista de la necesidad de mejorar la «transitabilidad y urbanismo, y así reubicar a los comerciantes destinó un financiamiento para la compra de un terreno que hoy se ubica justo al lado del Banco Occidental de Descuento, explicó, González.

“Quiero aclarar e informar que es un proyecto de la alcaldía para los comerciantes, es decir, que el dinero que se destina para esta obra viene directamente de la inversión municipal. Todos los años le estamos inyectando al mercado para minoristas, el trabajo más fuerte ya lo hicimos. Se compactó el terreno, se ha hecho el trabajo preliminar de servicios básicos de aguas servidas y aguas blancas, eso se hizo en su primera etapa y por todo son cinco etapas con recursos propiamente del plan de inversión de la alcaldía del municipio, no es un proyecto que ha venido ni del Gobierno Nacional ni de la Gobernación del Estado”, puntualizó.

Asimismo, indicó, que en reiteradas oportunidades se reunieron con los comerciantes para lograr una organización y postular a dos de ellos quienes son los representantes de la junta directiva de pequeños comerciantes de Rosario de Perijá, y con los que han venido trabajando.

El mercado municipal tendrá disponibilidad para más de 300 locales con diferentes áreas de ventas entre ellas, carnicería, verduras, ropa, calzados y demás artículos.

Liliana Urbina- Pasante