Renunció Fernando Cordero, ministro de Defensa de Ecuador

Renunció Fernando Cordero, ministro de Defensa de Ecuador

Fernando Cordero, ministro de Defensa de Ecuador

Fernando Cordero, ministro de Defensa de Ecuador

El ministro de Defensa de Ecuador, Fernando Cordero, anunció hoy que presentó la dimisión de su cargo para, de este modo, “permitir” que el presidente del país, Rafael Correa “designe a quien considere pertinente” al frente de las Fuerzas Armadas.

En una declaración ante los medios de comunicación, en la que no respondió preguntas ni explicó las razones de su dimisión, Cordero anunció su renuncia, que se produce semanas después de la destitución del Comando Conjunto de las Fuerzas Armadas por su oposición a devolver 41 millones de dólares de la seguridad social militar.

Cordero agregó que durante su permanencia en el cargo puso énfasis en conocer en profundidad la institución militar para “modernizarla” y que afrontó campañas mediáticas que trataron de afectar al trabajo de la Revolución Ciudadana (como se conoce el proyecto político gubernamental) que busca la equidad y “el buen vivir”.

El ministro comentó que sus últimas acciones en el cargo fueron la promulgación de dos acuerdos ministeriales, uno de ellos orientado a suprimir una diferenciación de espacios de uso militar por cargos y grados para que exista mayor equidad y otro para ampliar el ingreso de los soldados a instituciones académicas.

El ministro estuvo durante las últimas semanas en el centro de una polémica que el pasado 5 de febrero desembocó en la destitución de la cúpula militar por oponerse en público a una disposición del Gobierno para que el Instituto de la Seguridad Social de las Fuerzas Armadas (Issfa) devolviera al Ministerio del Ambiente 41 millones de dólares.

Ese monto corresponde a la diferencia entre los 48 millones que el Issfa percibió en 2010 por la venta de unos terrenos en Guayaquil y los 7 millones que hubiera cobrado si los terrenos se hubieran tasado de acuerdo con el avalúo (valoración) municipal.

EFE

No olvides compartir en >>