Día Internacional de la mujer: madruga y se levanta con el cantar de gallos (Dadis Castro)

Día Internacional de la mujer: madruga y se levanta con el cantar de gallos (Dadis Castro)

La mujer luchadora moderna, la hija, estudiante, esposa, madre, profesional, esa que se esfuerza por salir adelante a pesar de las adversidades, de los obstáculos que se le atraviesan en su camino, la que se para frente al mundo y exige una participación en la sociedad, inclusión en el mundo laboral competitivo…
Reconocer a la mujer moderna venezolana, que se preocupa porque sus hijos crezcan en conocimientos, en salud, en estudios, esa mujer-madre y trabajadora que madruga y se levanta con el cantar de gallos preparada para la lucha diaria, el quehacer diario, ahora tiene otra prioridad, hacer cola para obtener los productos de primera necesidad, ir de un lado a otro buscando la harina, jabón, pollo, leche, azúcar, aceite, corriendo a casa a preparar almuerzo con lo que encontró, llorando porque no encontró la medicina para su abuela que muere en su sillón, cuando finalmente encuentra pañales y leche maternizada se alegra y lo ve como un Gran Logro.
Es el Calvario diario de las féminas que, a pesar de las circunstancias, deben estar al día con la moda, uñas y cabellos y por sobre todo con sus maridos.
Pero esto de hacer colas ya es internacional, a la mujer se le ve en colas en las puertas de un estadio, para auditar en un casting, votar por su candidato favorito, cobrar su pensión, en los aeropuertos y hasta en el Spa o gimnasio.
Las luchas de nuestras mujeres en la historia como la Negra Argelia Laya y María León, quienes lograron en 1944 que la mujer venezolana tuviera una participación plena en la sociedad como: derecho a la educación, cultura y deportes, capacitación, que la mujer embarazada no fuera excluida, participación en el voto popular constituyen logros importantes en el derecho a la mujer, no se justifican que hoy en Venezuela nuestras mujeres hagan largas colas, unos dicen que la guerra económica, otros la inflación, el acaparamiento, el contrabando.
Lo cierto es que en este Día Internacional de la Mujer solo piden que todo esto ya forme parte del pasado, que quede como un aprendizaje de valoración por lo que tenemos, de cuidar y enseñar valores positivos, de crecer y tomar conciencia que no son los gobernantes los que dirigen naciones y ciudades, son los Pueblos los que se crecen con las luchas y ayudan a desarrollar naciones.

Dadis Castro/ Pasante
Noticia al Día