Aníbal Sánchez lanzará bullpen este viernes

Aníbal Sánchez lanzará bullpen este viernes

Aníbal vio retrasado su plan de trabajo luego de sufrir una inflamación en el tríceps derecho. Foto: Agencias

Aníbal vio retrasado su plan de trabajo luego de sufrir una inflamación en el tríceps derecho. Foto: Agencias

Aníbal Sánchez lanzará una sesión de bullpen este viernes, anunció el manager de los Tigres de Detroit, Brad Ausmus, de acuerdo con un reporte del periodista Anthony Fenech, del diario Free Press.

Sánchez tuvo que abandonar de manera abrupta su plan de trabajo en los entrenamientos de primavera, luego de sufrir una inflamación en el tríceps derecho la semana pasada.

El maracayero, de 32 años de edad, tiró pelotas a 90 pies de distancia, sobre terreno plano, el lunes y en los últimos dos días aumentó la distancia a 120, el último paso ante de subirse al montículo.

Sanchez no ha sufrido contratiempos, pero la verdadera prueba este viernes cuando suba al montículo.

El derecho, que se perdió la parte final de la temporada por molestias en el hombro, espera iniciar la campaña con los Tigres, aunque el equipo no lo apresurará.

Todavía no tiene fecha para debutar en los partidos de exhibición de la Liga de la Toronja.

Wilson Ramos estará afuera por una semana

Wilson Ramos viajó desde el campo de entrenamiento de los Nacionales a Washington para someterse a una cirugía ocular láser.

El receptor trabajó hasta el miércoles con el equipo en Viera, Florida, pero decidió practicarse el procedimiento, luego que el examen físico anual de rutina al que se sometió antes del inicio de las prácticas, arrojó problemas en la vista. El equipo espera que regrese al búnker primaveral tan pronto como el sábado, de acuerdo con un reporte del Washington Post, pero deberá guardar algunos días de reposo.

“Se supone que no haga nada durante una semana”, señaló el manager Dusty Baker. “Decidimos que era mejor hacerlo ahora que después”.

Ramos, de 28 años de edad, viene de batear .229 en 2015, el peor average de su carrera y su porcentaje de ponches fue de 20%, no muy diferente a su promedio vitalicio. Pero el equipo piensa que puede mejorar con la operación que reduce la necesidad de la persona de usar gafas o lentes de contacto.

Prensa LVBP